29 de mar. de 2011

Carrilleras con salsa de zanahorias


  Hola amigos:
  Esta es la receta que hice hace unos días en casa, y que os prometí publicar con posterioridad a la entrada de la guarnición de arroz con champiñones, pues me parecia muy larga para publicarla en una sóla entrada.
  Es una receta que hago habitualmente y que gusta mucho a todos, peques y mayores, pues las carrilleras ya sabeis todos que es una parte del cerdo muy sabrosa y jugosa.
  Es muy fácil de hacer, está riquisima y es ideal para esas ocasiones en que queremos quedar bien  con los amigos, o bien celebrar algo un tanto especial.
  Podemos acompañar como en este caso de un arroz, muy socorrido en todas sus variantes, o con guarnición de patatas fritas... la elección la dejo a vuestro gusto!!!!

   Ingredientes:
   Para 6 personas
  • 1 kilo de carrilleras de cerdo iberico
  • 1 cebolla grande
  •  3 0 4 zanahorias
  •  3 0 4 dientes de ajos
  •  2 hojas de laurel
  • Aceite
  • Sal
  • Vino común
  • Nuez moscada
  Preparación:

  Lavamos y limpiamos bien las carrilleras, yo suelo darles un escaldado en agua hirviendo. Reservamos.

  Pelamos la cebolla, los ajos y las zanahorias. Reservamos.

  Ponemos un fondo de aceite en una cacerola, yo esta vez utilicé mi fiel olla a presión, ahorra tiempo y electricidad, pero si no la teneis podeis ponerlo en una cacerola normal.

  Echamos los dientes de ajos laminados, la cebolla troceada y las zanahorias.

  Rehogamos un poco e incorporamos el resto de ingrediente, esto son, las carrilleras, el chorrito de vino, el laurel, la sal y la nuez moscada.

  Volvemos a rehogar de nuevo durante unos minutos y a continuación le añadimos un vaso de agua y cerramos la olla.

  La ponemos en fuego medio durante aproximadamente unos diez minutos. En cacerola normal será mas tiempo, pero siempre a fuego medio, para que cuezan pero sin quemarse.

  Una vez transcurrido este tiempo, apagamos la olla, dejamos enfriar y abrimos la tapa. Si viesemos que falta un poco la dejamos al fuego unos minutos más, pero ya sin cerrar la olla.

  Apartamos la carne en una fuente y pasamos la salsa por la batidora o robot de cocina, tipo Thermomix o cualquier otro.

  Servimos acompañada de la salsa caliente y con su guarnición correspondiente, en este caso el arroz con champiñones.


   Espero que sea de vuestro gusto... para mi paladar, están riquisimas!!!

INICIO

http://cocinadeandarporcasa.blogspot.com.es/

28 de mar. de 2011

Arroz con champiñones para guarnición

  Hola amigos:
  Que tal se presentó el fin de semana?
  Por aquí parece que mejora, aunque sigue haciendo algo de viento.
  De todos modos aproveché para salir un rato y tomar algo de ese sol que ya echaba de menos. 
  Así que después de ese largo paseo y de disfrutar un rato con los amigos, vamos a publicar otra recetilla fácil, para jovenes, aprendices y estudiantes, que en casa usamos mucho como guarnición.
  Llevo días queriéndola poner, porque será el  acompañante ideal, de otra rica receta de carne que muy pronto publicaremos. Y que queda muy bien para esas ocasiones en que queremos quedar bien con los amigos, o simplemente para degustar en casa junto a los nuestros.
  Espero, como siempre, que sea de vuestro agrado!!!

  Ingredientes:
  • Arroz Basmati, o el que acostumbréis a usar.
  • Una lata de champiñones laminados
  • Unos dientes de ajos
  • Perejil
  • Aceite
  • Un chorrito de salsa LEA &PERRINS
  • Pimienta
  • Sal
  Preparación:

  En una olla hervimos el arroz, con agua, un chorrito de aceite y sal, así suelo hacerlo yo. La cantidad de arroz, acostumbro a ponerla con la medida de la mano en forma de barquilla, como vimos en la entrada de las lentejas, una para niños y menos comilones, dos para los más tragones de la casa. 

  Apartamos una vez esté cocido, enjuagamos un poco, lo escurrimos y reservamos.

  Ponemos en una sartén un fondo de aceite y rehogamos los dientes de ajos, pelados y picados pequeñitos.

  Agregamos los champiñones laminados, yo acostumbro a enjuagarlos y escurrirlos antes, y salteamos también.

  Una vez salteados, agregamos el arroz que teníamos reservado, el perejil finamente picado y la salsa a gusto.
  
  Rectificamos de sal, añadimos la pimienta, el chorrito de salsa  y volvemos a rehogar durante unos pocos minutos.

   Listo para acompañar como guarnición, a cualquier receta de carne o pescado.

   

   Que os parece... muy fácil y rico, verdad?

23 de mar. de 2011

LENTEJAS CON CHORIZO DE MARNE (León)


Hola amig@s:  
La primavera acaba de llegar, y  ya, como siempre, anda "loca perdía"!!!
Hace apenas dos días, estaba en mi terraza con manga corta y hoy tuvimos que coger de nuevo el abrigo.
Pero que  le vamos  a hacer... ella es así, hay que tener un poco de paciencia!!! 
Así que, vamos a aprovechar para poner esta rica y fácil recetilla que tenía pendiente, pues pronto entraran "los calores" y por esta zona cambiamos por completo la gastronomía.
Todos conocemos las socorridas  y nutritivas lentejas con chorizo, una receta de esas que conocemos como de cuchara y que es ideal para días de frío, además de ser un plato muy rico y muy económico.
Estas lentejas, en concreto, me las regaló mi querida amiga Elena y llegó desde su entrañable y querido pueblo de Marne, en la querida ya también por mí, provincia de León. El choricillo también vino como acompañante y otros productos típicos de la zona. 
Gracias Elena... un beso para ti y tu maravillosa y querida "family"!!!
La elaboración, esta vez fue obra de mi hija pequeña, Noelia, quien como veis, ya tiene buena mano en esto de la cocina. Ella aprendió a hacerlas cuando estaba en Granada estudiando y según su padre, es a quien mejor le sale en casa.... ayyyy señor, que me quitan el puesto estos niños!!!
Así que venga... os animáis con ellas, vosotros los "estudiantes"??? 
Siempre tienes la opción de apartar las verduras, pero las lentejas ya se habrán beneficiado de las múltiples vitaminas y minerales que poseen, tan necesarias para todos... en especial para vosotros!!!


    Ingredientes:
  • Lentejas (regalo de Elena)
  • Chorizo (regalo de Elena)
  • 1 tomate
  • 1 pimiento
  • 1 cebolla
  • 2 o 3 dientes de ajo
  • 1 hoja de laurel
  • 1 zanahoria (opcional)
  • 1 alcachofa (opcional)
  • 1 patata (opcional)
  • Pimentón (también regalo de Elena)
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  
Preparación:

Ponemos en remojo las lentejas unas horas antes, este paso no es imprescindible si las lentejas son nuevas y tiernas, como es el caso de estas.

La cantidad de lentejas yo suelo calcularla poniendo la mano en forma de barquilla y echándolas allí. Una medida para niños y menos comilones, dos para los más tragones de la casa.

Una vez han estado un rato en remojo, ponemos agua en una olla o cacerola.
  
Ponemos allí las lentejas remojadas, el chorizo cortado, el tomate entero, el pimiento, la cebolla y los dientes de ajo.

Incorporamos también la zanahoria pelada y cortada en rodaja, el laurel, el chorrito de aceite, no mucho pues el chorizo suelta grasa y la sal.

Ponemos a cocer a fuego suave.

A media cocción añadimos la alcachofa si es esa nuestra opción, las patatas y una cucharadita de pimentón. Por supuesto podemos poner otras verduras si queremos, todo irá en función al gusto de cada uno.



Pasados unos minutos quitamos el tomate, el pimiento, la cebolla y los ajos, antes de que se deshagan y nos queden restos. Supuestamente ya habrán soltado todo su jugo, minerales y vitaminas.

Dejamos terminar la cocción, siempre a fuego suave. Si necesitase algo más de agua la echaríamos fría, para asustarlas y que no se desprenda la piel de las lentejas.




Apartamos y servimos muy calientes... ummm, madre mía que ricas!!



19 de mar. de 2011

Ensalada de langostinos


  Hola amigos:
  Prometí a mi amiga Isa Gt, del grupo de las magdalenas, que la próxima entrada sería una ensalada... y lo prometido es deuda!!!
  La receta en sí, ya veis que es algo muy fácil, pero no por ello menos buena y nutritiva. 
  Perfecta para "mis estudiantes" como yo les llamo, por su contenido en vitaminas, minerales y proteínas.
  Los tomates son una fuente rica de potasio, fosforo y magnesio. Nos aporta importantes cantidades de vitaminas del grupo B, vitamina C y vitamina A. 
  El aguacate es una fruta de origen tropical que contiene gran  cantidad de vitaminas, minerales, acidos y amoacidos, más que cualquier otra fruta. 
  El langostino nos aporta el 21% de las necesidades diarias de proteinas. Además aporta hierro, fósforo, selenio y yodo. Así como vitamina D y B12
  Y por ultimo la cebolleta, que es muy rica en vitaminas del grupo B y rica en azufre, un antioxidante natural.
  Todo esto regado con un buen "chorrito" de aceite de oliva del "güeno", que ya todos sabemos las cualidades que posee para el organismo.
  Se puede tomar como ensalada o como aperitivo, también untado en  unas ricas tostadas, en fin, que tiene diversas aplicaciones  y es  ideal para quedar bien con los amigos cuando se presente la ocasión.
  Ahora que la primavera anuncia la llegada, estos ricos platos fríos se hacen desear.

   Ingredientes:
  • 1/4 de langostinos ya cocidos
  • 2 aguacates
  • 2 tomates de ensalada
  • 1 cebolleta fresca
  • 1 "chorrito"aceite de oliva"del güeno"
  • 1 "chorrito" de vinagre
  • Sal
  Preparación:

  La preparación es bien fácil.
  Pelamos los tomates, los aguacates y la cebolleta. Reservamos.
  Pelamos también los langostinos. Reservamos.
  Cortamos a trocitos, según gusto y lo ponemos en una fuente o ensaladera.
  Aderezamos con el aceite, poco, pues el aguacate es rico en grasa, la sal y el vinagre, al momento de servir.

   Así de facíl y así de rico... espero que os guste, en especial a tí, Isa!!!!   

16 de mar. de 2011

Galletas doble chocolate

Hola amig@s:
Sin duda alguna, esta receta la habréis  visto estos días por más un blog amigo, tiene su explicación y paso a dárosla:
Hace unas semanas visitando blogs amigos, vi con curiosidad  como nuestra amiga Sandra, desde su blog Cakes Palma, nos hacia una propuesta, se trataba de un reto, por llamarle de alguna forma y que algunas amigas aceptaron encantadas.
Sandra creó un grupo en Facebook  donde cada semana ella pone una receta de magdalenas, sacada de un libro que le regalaron  y todos  los miembros tienen que hacerla y compartir opiniones. Si entráis en el enlace que os pongo ella misma os lo explica mejor.
Hasta aquí todo bien, pero... que tengo yo que ver con todo esto?
Pues que otra buena amiga nuestra, Dina, del blog  Dulces suspiros, sabiendo que mi asignatura pendiente eran las magdalenas me agregó al grupo. Y del reto de las magdalenas pasamos al reto de las galletas, por culpa de otro libro que le regalaron a Sandra. 
Y así, sin querer queriendo, me encuentro haciendo mis primeras magdalenas, que dicho sea de paso fueron un absoluto fracaso y mis primeras galletas... estas si han sido todo un éxito en casa!!! 
Cada semana votamos la receta elegida  en cuanto a textura y sabor y votamos también la foto que más nos ha gustado... un poco para motivarnos, ya sabéis!!!
Pues bien, estas fueron  mis primeras galletas, elaboradas con la ayuda de mi "peque", y que tuvimos la suerte de que fuesen las más votadas.
A mí me hizo una ilusión increíble, aunque sinceramente pienso que me votaron un poco para animarme a continuar después del fracaso de las magdalenas.... jajajaja!!!!
Pero todavía más ilusión le ha hecho a mi peque saber, que "sus galletas" han merecido un premio.
Gracias chicas por vuestro apoyo, ayuda y palabras de animo... cuanta "güena gente" estoy encontrando por aquí!!!!
La receta está sacada de libro "Con las manos en la masa... cien galletas", de Linda  Doeser.
Su elaboración es muy fácil y las galletas estaban riquísimas ...  y si no lo creéis, preguntadle a mi marido o a mi "peque"!!!


  Esta era su bandeja cuando era "peque" de verdad .. que añoranza!!!
  Una vez fría las galletas se las llevé junto a su taza de leche...ummm, lo que nos reímos!!!

 Ingredientes:
  • 225 gramos de mantequilla blanda
  • 140 gramos de azúcar extrafino
  • 1 yema de huevo ligeramente batida
  • 2 cucharaditas de extracto de vainilla
  • 250 gramos de harina
  • 25 gramos de cacao en polvo
  • 1 puñado de pepitas de chocolate (a gusto)
  • 55 gramos de cerezas confitadas picadas
  • 1 pizca de sal

Preparación:

Precalentamos el horno a 180º y forramos dos bandejas con papel de hornear.
 
Ponemos la mantequilla y el azúcar en un bol y mezclamos bien con una cuchara de madera.

Incorporamos la yema y el extracto de vainilla mientras batimos.

                   (Aquí podéis ver, como efectivamente conté con la ayuda de mi "peque")

Tamizamos la harina, la sal y el cacao. La añadimos a la mezcla junto con las pepitas de chocolate y las cerezas picadas.

Removemos hasta que esté todo bien ligado.

Con una cuchara tomamos una porción de la mezcla y formamos una bola. Seguimos el mismo procedimiento con el resto de la masa, hasta acabarla.

Colocamos las bolas en las bandejas, dejando un espacio entre ellas y aplastamos un poco.

Horneamos entre 10 y 12 minutos, según las prestaciones del horno horno.

Se hacen rápido, aunque creáis que están poco hechas no tengáis miedo, cuando enfrían endurecen un poco. Tened cuidado pues al ser oscura se podrían quemar y no lo notaríais.

Una vez fuera del horno dejamos enfriar en una rejilla metálica.

Estas fueron las primeras... pero sé que no serán las últimas!!

   

14 de mar. de 2011

Mousse de chocolate - café bombón


Hola amig@s:
Esta receta que hoy os traigo era especial para mí por dos motivos, a partir de ahora, al publicarla con motivo de celebrar nuestros cien seguidores, lo será por tres.
Era especial porque en principio se elaboró pensando en participar en un concurso solidario que mi amigo Ángel, del blog Cocina de Ángel tuvo la idea de poner en marcha y que para ello contó con la colaboración de su empresa en cuanto a los donativos obtenidos por las publicaciones de las recetas. 
Si entráis en el enlace os enterareis mejor de las normas del concurso y los fines que se pretendían.
No pude publicarla entonces por causas ajenas a mi voluntad, aunque participé de forma anónima con otra rica y fácil recetilla que otro día publicaré.
Era especial también porque colaboró en la elaboración y diseño de la receta una de mis hijas, la mayor. La verdad es que a las dos les gusta la cocina y las dos lo hacen muy  bien, tienen buena mano y además son creativas. 
Para poder participar, la receta debía incluir café en sus ingredientes y como en casa no lo tomamos, pues  la verdad es que no tenia ninguna.
Comentando todo esto con mi hija, ella me dio la idea, hacer una mousse de café pero que a la vez tuviese algo de chocolate. Y como a ella lo que le gusta es el café bombón, pues pensó que seria buena idea hacer algo así.
Así que estas dos cabezas pensante se pusieron manos a la obra y "tuneamos" un par de recetas. Pusimos una parte de la ya publicada tarta tres chocolates y otra parte de la  tarta mousse de chocolate que normalmente elaboro en casa y que otro día publicaremos. Como resultado salió este rico postre que hoy os presento con motivo de festejar nuestros cien seguidores.
Os aseguro que el postre fue un éxito rotundo que gustó mucho en casa y todo gracias a la idea de Marta... como veis esto de cocinar no es tan difícil!!! 

Ingredientes:
Para la mousse de chocolate blanco:
  • 200 ml de leche
  • 100 gramos de chocolate blanco
  • 75 ml de leche condensada
  • 200 ml de nata
  • 1 sobre de cuajada
 Para la mousse de chocolate y café:
  • 1/2 tableta de chocolate de postre
  • 200 ml de nata
  • 1 sobre de café soluble
  • 100 gramos de azúcar
  • 3 huevos
  • 1 sobre de gelatina
Preparación de la mousse de chocolate blanco:

Ponemos a fuego suave 100 ml, o algo más, de leche junto con la leche condensada y el  chocolate  blanco para que se funda.
   
Mientras a la leche restante añadimos el sobre de cuajada, disolvemos bien y añadimos la nata.
 
Una vez fundido el chocolate, agregamos la mezcla anterior y vamos moviendo con una cuchara de palo o silicona, como si estuviésemos haciendo un flan, hasta que hierva. Siempre a fuego suave.
 
No cuajará de momento, tardará un rato igual que el flan, así que cuidado no se os queme.

Vertemos en tazas individuales y dejamos cuajar un rato, mientras  nos ponemos con la mousse de chocolate y café.
 
Siento no poder poner las fotos del paso a paso, con la euforia, se nos olvidó hacer las fotos.

 
Preparación de la mousse de chocolate y café:

Batimos las tres yemas junto con el azúcar hasta que estén cremosas.
  
Batimos también las claras a punto de nieve y montamos la nata. Reservamos ambas.
 
Fundimos el chocolate al baño María y cuando enfríe un poco agregamos a la mezcla de huevos y azúcar.

Preparamos la gelatina tal y como dice el prospecto, pero sólo utilizando dos dedos de agua en un vaso (no llegar al medio vaso) en este paso incorporamos al agua caliente el sobre de café soluble. Añadimos a la mezcla anterior.

Y añadimos a continuación las claras. Con suave movimiento envolvente, para que no baje la mousse.


Vertemos el contenido en las tazas que teníamos reservadas con la mousse de chocolate blanco y que estará bien fría y cuajada.

Dejamos enfriar unas horas en el frigorífico, cuantas más mejor, pues estará más cuajado.

Decoramos a gusto... yo con un poco de nata montada  y unos granos de café!!!

Ni que decir tiene que el postre fue todo un éxito  el saborcillo del café unido al chocolate hacen una mezcla perfecta.

Espero que a vosotros también os guste y  que podáis disfrutar este rico postre... sobre todo los amantes del café y el chocolate!!!!


Podéis hacerla también en forma de tarta, basta con forrar un molde desmontable y poner una base de galletas.

6 de mar. de 2011

Conejo con salsa de almendras

   Hola amigos:
  Que tal el "finde"?
  Por aquí algo pasado por agua, y es una lastima porque se celebraban los carnavales en muchos pueblos de la zona y en mi "Cai".
   Ya sabéis que tengo el corazón dividido,"partio" como dice la canción, mitad gaditana, mitad malagueña... menuda mezcla!!!
  Vamos a publicar hoy una recetilla fácil, rica y nutritiva, como siempre intento. 
  Se trata de conejo con una salsa deliciosa de almendras.
  Son muchas las propiedades del conejo, paso a enumeraros algunas:
  Está dentro de las llamadas carnes blancas, por lo que es baja en calorías, si se cocina sin mucha grasa, claro está. Y por ello su contenido en ácido úrico es menor en comparación con las carnes rojas.
  Es rica en minerales, destaca sobre todo su contenido alto en potasio, fosforo y calcio.
  Y en cuanto a su contenido de vitaminas, destacan las del grupo B.
  Como veis es muy beneficioso incluirlo en nuestra dieta, y además está riquisimo .
  Vamos pues con la recetilla, y si la probais me comentais que os parece, ok ?


   Ingredientes:
  • Un conejo
  • Una cebolla
  • Tres o cuatro dientes de ajo
  • Dos hojas de Laurel
  • Un poco de pan
  • Un puñado de almendras
  • Aceite
  • Medio vaso de vino blanco
  • Sal
   Preparación:

  En una cazuela o sarten grande ponemos un fondo de aceite.
 
  Freimos los dientes de ajos, el laurel, el pan y las almendras. Sacamos y reservamos.


   En ese mismo aceite "pochamos" un poco la cebolla. Sacamos y reservamos.

  Ponemos el conejo en el aceite junto con el laurel que teniamos reservado y le damos unas vueltas, hasta dorar un poco.

  Mientras se dora, cogemos los ingredientes que teniamos reservados, junto con el vino y medio vaso de agua, y lo pasamos por la batidora o por la Thermomix si la teneis.

  Le agregamos la mezcla al conejo y le añadimos la sal a gusto.

   Tapamos y dejamos cocer a fuego suave hasta que esté tierno. Esto de los tiempos es lo más dificil de indicar, dependerá mucho de la calidad del conejo.
  Pero es algo más "durillo" que el pollo, aunque no mucho.
 
  Probamos , rectificamos de sal si hiciese falta y lo apagamos cuando veamos que está listo.

  Como guarnición, sin duda alguna, unas patatas fritas... rico, rico!!!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...