viernes, 15 de julio de 2011

Arroz con pulpo (Como me enseñó mi tío)


Hola amig@s:
Por fin acabó la feria y volvemos a la normalidad. Bueno a medias, porque ahora hay que aprovechar la temporada de playita que aún nos queda, que estamos a mitad de Julio y aún no bajé a la playa y eso que la tengo a sólo cinco minutos de casa... os lo creéis??? Pues si, es así y hay que poner el consiguiente remedio a eso.
Hoy os traigo una de las recetas de arroz que más gusta a toda la family, el arroz con pulpo... ummmm delicioso!!!
En casa hay diferentes formas de hacer el arroz:
Con pollo, con bacalao, con atún, con costilla ibérica, con conejo, con marisco, con pulpo.... hasta tengo una receta de arroz viudo!!!!   Si, si, se llama así porque sólo lleva verduras, o sea, que se quedó sin pareja jjajaja
Poco a poco iremos publicando cada una pero hoy toca el turno a esta. Esta receta me la enseñó un "hombre de la mar", un hombre sabio y un amante de la cocina, mi tío Juan Ponte. Él siempre solía cocinar cuando íbamos al campo, esta receta era su especialidad, junto con los pulpitos encebollados, que ya pondré en otra ocasión.
Entonces los niños eran pequeños y guardamos, todos, muy gratos recuerdos de aquellos tiempos y de él. Por desgracia ya no se encuentra entre nosotros, aunque si muy presente en nuestros recuerdos y nuestro corazón.
Así que hoy, esta publicación va dedicada a todos los "hombres de la mar" (como se les suele llamar por aquí) y en especial  a mi querido tío Juan.  



Ingredientes:
  • Un pulpo mediano
  • Una cebolla
  • Unos dientes de ajo
  • Dos o tres pimientos
  • Dos o tres tomates maduros
  • Un puñado de guisantes
  • Un par de alcachofas 
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Arroz vaporizado 
  • Un vaso de caldo de la cocción del pulpo
  • Azafrán (opcional)
  • Sal
 Preparación:

Lo primero que me enseñó mi tío fue a limpiar y cocer el pulpo y darle su punto exactoCada maestrillo tiene su librillo y él tenia el suyo, su truki, que me transmitió y yo con gusto comparto hoy con vosotros.

Lo primero es lavar muy bien el pulpo en el fregadero con sal gorda. Refregando bien, con fuerza, veremos como el pulpo suelta una especie de "baba", esa  es la culpable de su endurecimiento.

Una vez bien frotado y soltado toda la "baba", irá a parar al cajón del congelador  durante dos o tres días.

Descongelamos metido en el frigorífico desde la noche anterior.

Ahora llega la hora de cocer. Para ello ponemos agua a hervir en una olla.

Cuando el agua esté hirviendo metemos el pulpo, agarrado por la "capucha", y lo sacamos del agua, por tres veces consecutivas. Así cogerá la forma tan comúnmente conocida.

Ponemos en la olla de nuevo y le agregamos (aquí viene el truki) una cebolla pelada  y un "chorrito" de leche, no poner sal porque endurece el pulpo. La sal se la añadiremos una vez esté el plato elegido preparado.

Dejamos cocer como una hora, a fuego medio, pero sin exactitud, habrá que ir mirando de vez en cuando.

El pulpo, como la pasta, debe estar al "dente". Es decir, en su punto, entero.

A veces ocurre que cuanto más se cuece más duro está; esto se debe a que el pulpo se deshidrata y se endurece. Así que recordad, no os paséis con la cocción, una vez frío, veréis como está tierno y jugoso.

Una vez cocido sacamos y dejamos enfriar, reservamos para cocinar este riquísimo arroz.


Ahora preparamos el arroz:

Calentamos agua y reservamos.

Mientras tanto, pelamos y picamos finamente los ajos, cebolla, tomate y pimientos.

Ponemos en una cacerola o paellera un fondo de aceite y sofreímos un poco estos ingredientes. Yo prefiero hacer este paso en cacerola y luego paso a la paellera.

Incorporamos los guisantes, que esta vez eran congelados y un poco de sal.

Dejamos cocer unos minutos a fuego lento y tapado, hasta que veamos los guisantes medio tiernos.

A continuación añadimos las alcachofas, peladas, troceadas y bañadas con un poco de limón, para que no se ennegrezcan. Aquí es cuando yo paso a la paellera.

A continuación agregamos el pulpo troceado y dejamos cocer unos minutos tan sólo.

Ahora echamos el arroz y doramos un poco. Aquí de nuevo uso el truki de la mano en forma de barquilla, ponemos una barquilla de arroz para los niños y menos comilones de la casa, dos para los más comilones y una ultima para la "cazuela".... a mi me funciona así !!!



Vertemos el agua que teníamos reservada caliente y el vaso de caldo que habíamos reservamos de la cocción del pulpo, hasta cubrir y añadimos el colorante o azafrán. Dejamos cocer a fuego suave.

El tiempo de cocción tampoco es exacto, dependerá del tipo de arroz que uséis.

Rectificamos de sal si fuese preciso y mantenemos agua caliente por si tuviésemos que agregar un poco más.



Es un poco laborioso, lo reconozco, pero merece la pena... si no, que le pregunten a los míos!!!



martes, 12 de julio de 2011

Pudding de fruta escarchada

   Hola amigos:
  Por fin se acabó la temporada fuerte de "costureo". Ya terminó la feria de la localidad, y aunque aún quede algún que otro trabajillo pendiente para los pueblos de la comarca, puedo por fin decir aquello de : PRUEBA SUPERADAAAAAA!!!!
  Ya os comenté  estos días  que como no tenia tiempo ni para hacer de comer, cosa que habitualmente hacia yo, ahora era mi "family" los encargados de dicho menester.
  Pero como siempre sobra algún que otro dulce en casa, bien magdalenas, galletas o bizcochos, yo suelo elaborar  recetas de aprovechamiento como esta, que son muy fáciles de elaborar y están muy ricas.
  Habréis observado que me gustan mucho los pudding, es una forma muy rica de aprovechar esos restos que siempre andan por algún rincón perdidos.
  Esta vez aproveché unos bizcochitos sin gluten que me quedaron por ahí "perdiillos" y utilicé leche sin lactosa. Pero ya sabéis que podéis elaborar la receta con la leche y los dulces que habitualmente uséis. Aunque os puedo asegurar que no hay ninguna diferencia una vez elaborada la receta y que todos comieron de ella sin notar diferencia alguna

   
  Ingredientes:
  •  150 gramos de bizcochitos (sin gluten y sin lactosa para los intolerantes)
  •   4 huevos 
  •   2 vasos de leche (sin lactosa para los intolerantes)
  •   1 vaso de azúcar
  •   caramelo liquido (sin gluten, o bien podeis hacerlo)
  •   100 gramos de fruta escarchada troceada

    Preparación:

  Ponemos el caramelo líquido en un molde  y reservamos.

  Troceamos los bizcochitos y los ponemos en remojo con la leche.

  Vertemos el resto de ingredientes, exepto la fruta escarchada, en el vaso de la Thermomix.

  Programamos unos 2 minutos en velocidad 4.

  Retiramos el vaso y ponemos la fruta escarchada, que habremos pasado por un poco de harina (de arroz para los intolerantes), para evitar que se pegue al fondo.

  Si no teneis Thermomix seguís los mismos pasos pero utilizando una batidora o robot de varillas.

  Movemos con cuchara y vertemos en el molde que teniamos reservado.

  Cerramos el molde con tapa o bien con papel sufurizado.

  Ponemos en el horno, precalentado a 180º, al baño María, durante unos 45 minutos, según el tipo de horno, ya os lo he comentado alguna que otra vez.

  Retiramos y dejamos enfriar. Una vez frio podemos decorar a gusto.


  Esta vez con un poco de nata sin lactosa... por fin la encontré!!!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...