30/3/2012

Tarta de manzanas y compota con nata



Hola amig@s:
De nuevo es viernes y se presenta ante nosotros un nuevo y relajante fin de semana. Además es la onomástica de todas las Dolores, Lolas y Lolitas, así que para celebrarlo vamos a compartir la receta de esta rica y fácil tarta de manzanas... os apetece???
Creo que no hay una tarta que hay sido versionada más veces que la tarta de manzanas, se adapta a todo tipo de bases y rellenos y todas están riquísimas. Esta que hoy compartimos, por supuesto que no  iba a ser menos, claro está.
Esta tarta  fue otra de las que primero publiqué, pero que se perdieron las fotos del blog, aun sigo sin saber el porque.
Al quemarse el disco duro el año pasado, perdí todas las fotos que tenia guardadas. Así que tuve que guardar esta y otras recetillas en borradores, hasta que volviese a elaborarlas y fotografiar de nuevo.
Hoy, aun hay algunas recetilla sin fotos como habréis podido observar si entráis en alguna que otra publicación antigua. Pero poco a poco iremos solucionando ese problema, sólo es cuestión de tiempo.
Esta receta es una de las primeras que aprendí a hacer, hace ya algunos años de eso, pero esta vez versioné y acompañé  de una rica compota y algo de nata como acompañamiento.
Ni que decir tiene que está riquísima, esa es mi opinión, a mi por lo menos me encanta...y espero que a vosotros también!!!
Así que vamos a publicar la recetilla, para que, como cada fin de semana y si tenéis tiempo claro, os animéis a elaborarla, os aseguro que los vuestros os lo agradecerán.
Dolores, Lola, Loli, Lolita, esta recetilla va dedicada a todas vosotras... felicidades amigas!!!


 Ingredientes:
  • 150 gramos de mantequilla o margarina (sin lactosa para intolerantes)
  • 150 gramos de azúcar
  • 100 gramos de harina de repostería
  • 50 gramos de Maizena
  • 3 huevos
  • 1 sobre de azúcar vainillado
  • 1 sobre de levadura
  • Ralladura de limón
  • 3 manzanas amarillas
  • 1 copita de vino dulce de Málaga (o cualquier otro, pero que sea dulce)
  • 2 o 3 cucharadas de azúcar moreno
  • 1 palito de canela
  • 1 paquete de nata (sin lactosa para intolerantes)
  • 3 cucharadas de azúcar glas
  • 1 cucharadita pequeña de estabilizante de nata (opcional)

Preparación:

Lo primero que haremos será derretir la mantequilla o margarina (yo uso margarina) en un cazo a fuego suave. Reservamos.

Engrasamos un molde y reservamos también. Precalentamos el horno a 180º mientras vamos preparando la receta.

En un bol batimos los huevos, el azúcar, el azúcar vainillado y la pizca de sal, hasta obtener una crema blanquecina.

Añadimos la mantequilla derretida y ya fría y la ralladura de limón, volvemos a batir hasta conseguir una mezcla homogénea.

Cernimos las dos harinas y la levadura y la añadimos a la mezcla que ya tenemos. Mezclamos sin batir en exceso.

Pelamos una manzana y cortamos en laminas finas y cuadradas, tipo tortilla de patatas y la incorporamos a la mezcla.

Vertemos en el molde que teníamos reservado y engrasado y llevamos al horno, unos 40 minutos.Ya sabéis que la temperatura y el tiempo variará dependiendo del modelo de horno.

Una vez transcurrido el tiempo, miramos si está ya hecho el bizcocho. Sabéis que podéis cercioraros si pincháis con una aguja tipo ganchillo en el centro, si sale seca es señal de que está listo.

Sacamos y dejamos enfriar sobre una rejilla.

Mientras tanto, pelamos las dos manzanas restantes y las cortamos, esta vez en trozos grandecitos, como veis en la foto.

Ponemos en un cazo a fuego suave, las manzanas peladas y cortadas, un vaso de agua, la copita de vino dulce, el azúcar moreno y el palito de canela. Cocemos durante unos minutos, no muchos porque son muy tiernas y nos conviene que estén enteras.

Sacamos una vez estén cocidas y escurrimos un poco. Dejamos reducir  un poco el liquido sobrante.

Con ese líquido "emborracharemos" el bizcocho con ayuda de un pincel o brocha de silicona.


 Ahora sólo queda decorar a gusto y para ello pondremos la compota en el hueco del bizcocho, decoramos con el palito de canela.

Montamos la nata como tengamos costumbre, ya sabéis que esta debe estar muy fría, el recipiente donde la vayamos a montar también debe estar frío, así que lo meteremos en el frigorífico un rato antes. 

Le añadimos el azúcar glas y el estabilizante. En caso de no tener estabilizante, no es imprescindible, podéis poner dos hojas de gelatina hidratada y luego desleída en dos cucharadas de agua caliente, dejar enfriar antes de añadir a la nata.

Ahora decoráis a gusto con la nata, podéis poner más o menos... a gusto de cada uno!!!



    Aquí con algo más de nata... me encanta la nata!!!


    Y aquí, para todas las amigas que lo piden, os pongo el corte... a que se ve deliciosa ???



26/3/2012

Tarta fácil de bizcochitos y crema (tradicional y Thermomix)



  Hola amig@s:
  Esta es una receta que hacia tiempo queria compartir con tod@s vosotr@s.
  Está sacada de una de esas revistas de las que tanto os hablo y  que desempolvé después de muchos años guardadas. Desde que volví a verla, supe que sería una de las que compartiría con vosotr@s, precisamente por lo fácil de su elaboración.
  La revista es del año 83, justo el año en que me casé. Por aquel tiempo, y a pesar de ser muy precoz mi afición, apenas era una jovencita iniciándose en esto de la  cocina... ya ha llovido desde entonces, si!!!
 Me encantaba cocinar desde niña, aprendí todas las recetas tradicionales y caseras que elaboraban mi madre y mi tía Paca, unas excelentes cocineras. Pero quería aprender cosas nuevas, innovar y elaborar recetas nuevas, así  que  esperaba ansiosa la llegada de las revistas en el kiosko.
   Por aquel entonces empecé a elaborar mis primeros bizcochos y tartas, es lo que más me gusta de la cocina, a pesar que en casa somos más de salados.
  Esta rica tarta es ideal para jóvenes y principiantes, como lo era yo por entonces, por ser tan  fácil su elaboración. También es ideal, para hacernos quedar bien en una cenita, cuando llegan a casa esos amigos a quienes nos  gusta sorprender.
  Deberíamos haberla publicado el viernes, que es cuando normalmente publicamos las recetas dulces. Las circunstancias, ya os lo he explicado con anterioridad, hacen que vayamos un poco "a lo loco".
  Pero es que, como bien dice el refrán: El hombre propones.... y sólo Dios dispone!!!
  Lo importante es que aquí estamos compartiéndola, y si no tenéis tiempo por ser días laborales, guardad la receta en la carpeta de Pendientes, y el fin de semana que viene con algo más de tiempo, os animáis y sorprendéis a los vuestros, vale????


   Ingredientes:
  • Unos bizcochitos de huevo  (sin lactosa para intolerantes)
  • Un brik de nata (sin lactosa para intolerantes)
  • Frambuesas o cualquier otra fruta roja para decorar
  • Un poco de leche (sin lactosa para intolerantes)
  • Algo de licor a gusto (yo usé Baileys)
   Para la crema:
  • 100 gramos de azúcar
  • 500 ml. de leche (sin lactosa para intolerantes)
  • 50 gramos de Maizena
  • 3 yemas de huevo
  • 2 cucharadas de azúcar vainillado o dos cucharaditas de esencia de vainilla 

   Preparación de la crema a modo tradicional:

  La elaboración  de la crema es igual que la elaboración de las natillas, que ya publicamos con anterioridad, y que podéis ver si pincháis AQUI. Sólo tendremos que cambiar las cantidades.

  De los 500 ml. de leche reservamos 100. El resto lo ponemos en un cazo  a hervir a fuego suave y apartamos antes de que hierva.

   En un bol, batimos las yemas junto con el azúcar y el azúcar  vainillado. Lo haremos con ayuda de unas varillas manuales, hasta conseguir una mezcla cremosa. 

   Poco a poco iremos incorporando la leche tibia, nunca hirviendo, y seguiremos mezclando con ayuda de las varillas.

  Volvemos a llevar la mezcla al cazo y ponemos al fuego. Movemos con ayuda de una cuchara o de las mismas varillas.

  En el resto de leche que teníamos reservado, desleímos la  Maizena y se la incorporamos a la mezcla.

  Seguimos moviendo sin parar y siempre a fuego suave, hasta que la mezcla espese.


  Montaje de la tarta:

  Una vez tengamos la crema preparada, la ponemos en un bol y tapamos con un papel film, para que no forme costra. Dejamos enfriar.

  Cogemos una fuente o plato y nos preparamos para montar nuestra tarta.

  En un bol pequeño ponemos un poco de leche y le añadimos algo de licor a gusto. Yo usé Bayleys porque pensé, y no me equivoqué, que el sabor del licor le iria muy bien a la crema.

  Pasamos los bizcochitos por la mezcla de leche  y "emborrachamos" los bizcochitos en ella.
  No empapar demasiado, ya sabéis que estos bizcochitos son muy suaves. Ni poco ni demasiado.

  Alineamos en un plato, esta vez usé un plato cuadrado y puse tandas de siete.

  Ponemos una capa bastante generosa de crema sobre los bizcochitos. Si os sobra algo de la crema, le añadís un poco de leche tibia y removéis, obtendréis unas ricas natillas caseras.

  Volvemos a repetir la acción de mojar y alinear los bizcochitos, esta vez encima de la capa de crema.

 Ahora montaremos la nata como tengamos costumbre. Yo suelo hacerlo con batidora de varillas, usando la nata bien fría y poniendo tres o cuatro cucharadas de azúcar.


  Una vez montada la nata, pasamos a una manga pastelera. Con ayuda de una boquillas rizada, vamos decorando la tarta, a gusto de cada uno. 

  


  Preparación de la crema en Thermomix:

  La preparación con esta estupenda ayudante de cocina, ya os imaginareis lo fácil que es verdad?

  Bastará con poner todos los ingredientes de la crema en el vaso y programaremos. Solamente serán 7 minutos / 90º /velocidad 3.

   
  Montaje de la tarta:
  
  Seguimos los mismos pasos que dimos anteriormente.

  Una vez tengamos la crema preparada, la ponemos en un bol y tapamos con un papel film, para que no forme costra. Dejamos enfriar.

  Cogemos una fuente o plato y nos preparamos para montar nuestra tarta.

  En un bol pequeño ponemos un poco de leche y le añadimos algo de licor a gusto. Yo usé Bayleys porque pensé, y no me equivoqué, que el sabor del licor le iría muy bien a la crema.

  Pasamos los bizcochitos por la mezcla de leche y licor.  "Emborrachamos" los bizcochitos en ella, no empapar demasiado, ya sabéis que estos bizcochitos son muy suaves.Ni poco ni demasiado.

  Alineamos en un plato, esta vez usé un plato cuadrado y puse tandas de siete.

  Ponemos una capa bastante generosa de crema sobre los bizcochitos. Si os sobra algo de la crema, le añadís un poco de leche tibia y removéis, obtendréis unas ricas natillas caseras.

  Volvemos a repetir la acción de mojar y alinear los bizcochitos, esta vez encima de la capa de crema.

 Ahora montaremos la nata como tengamos costumbre de preparar con la maquina.

  Una vez montada la nata, pasamos a una manga pastelera. Con ayuda de una boquilla rizada vamos decorando la tarta, a gusto de cada uno.






20/3/2012

Pulpo a la gallega y mi truki cocción



Hola amig@s:
De nuevo estamos aquí, dispuesta, un día más, a compartir esas recetillas tan comunes en nuestros hogares. Las recetas de andar por casa, tan sencillas de elaborar, pero tan ricas al paladar!!!.
Supongo que todos sabemos elaborar esta recetilla que traemos hoy, pero seguro que cada uno tiene su truki a la hora de cocer el pulpo, a que si????
Mi truki ya os lo explique el día que compartimos la receta del arroz con pulpo, por si no lo recordáis, os dejo aqui el enlace para que  lo veáis.
Como ya os comente entonces, este truki me lo enseñó mi tío, Juan Ponte, un hombre de la mar y buen cocinero. Hace muchos años ya de esto, y desde entonces, como podéis ver en las fotos, no hay pulpo que se me resista. La pena es, que ya no se consigan pulpos grandes en el mercado, por desgracia, toda la captura la exportan y tenemos que conformarnos con pulpos de tallas pequeñas o medias... en fin, que le vamos a hacer!!!
Otra cosa que quería  comentaros, es que mañana comienza la temporada fuerte de "costureo", así que por un tiempo, me veréis menos por aquí.
No preocuparos ni asustaros, eso será buena señal, señal  de que tendremos trabajo. Y eso,después de tantos meses en "paro biológico", no vendrá nada mal a nuestras "arcas".
Tengo varias recetillas preparadas para ser publicadas, y algunas más que espero ir preparando en los fines de semana.
El calor y el afecto que recibo de todos vosotros es muy gratificante, así que procuraré no alejarme por mucho tiempo. De todos modos, la temporada solo serán unos meses, luego volveremos con las pilas cargadas, y  con más tiempo para seguir compartiendo recetillas, trukis y demás.
Ahora vayamos con esta deliciosa recetilla que prepararé para festejar el día del padre y que tomamos en la terracita, con unas cervecitas bien fresquitas... y vosotros, como lo festejasteis???


 Ingredientes:
  • 1 pulpo grande o  2 medianos
  • Unas patatas
  • Sal gorda
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Pimentón picante o dulce, a gusto
  • Una cebolla (para cocer el pulpo)
  • Un chorrito de leche (sin lactosa para intolerantes)

Preparación del pulpo:

Primero tendremos que preparar el pulpo, así que literalmente, os cuento lo mismo que os dije la otra vez.
Esto es lo que me enseñó mi tío con respecto a la limpieza y cocción del pulpo.

Lo primero es lavar bien el pulpo, en el fregadero, con sal gorda. Refregaremos bien y con fuerza, veremos como el pulpo suelta una especie de "baba", que es la causante de su endurecimiento.

Una vez bien frotado y haya soltado la "baba", irá al cajón del congelador durante unos días.

La noche previa a su utilización lo descongelaremos, dejándolo en el frigorífico toda la noche.

Llegado la hora de cocer, enjuagamos y reservamos.

Ponemos una olla con agua a hervir. Cuando el agua esté hirviendo, cogemos el pulpo por la capucha, lo metemos  y sacamos del agua, por tres veces consecutivas. Así cogerá esa forma tan comúnmente conocida.

Ponemos en la olla de nuevo (aquí viene mi truki) y le añadimos una cebolla pelada entera y un chorrito de leche. Nunca poner sal, la sal la pondremos una vez esté cocido.

Coceremos, una hora aproximadamente, a fuego medio, nunca será exacto el tiempo, dependerá del tamaño del pulpo, así que iremos mirando de vez en cuando.

El pulpo, al igual que la pasta debe estar " al dente", es decir, en su punto, tierno, pero entero.

A veces ocurre que cuanto más cocemos el pulpo, más duro está. Esto se debe a que el pulpo se deshidratan con tanta cocción y se endurece. Así que recordad, no pasaos con su cocción, una vez esté frío, veréis como quedó tierno.

Una vez cocido, sacamos, escurrimos y reservamos, hasta el momento de su elaboración.



Ahora vamos a elaborarlo a la gallega:

Para ello, pelamos y cortamos en rodajas las patatas. Las ponemos a cocer en una olla con agua y un poco de sal.

Mientras vamos cortando el pulpo en rodajas. Reservamos.

Una vez cocidas las patatas (tarda muy poco tiempo si son blancas y frescas), escurrimos.

Cubrimos con ellas una tabla redonda y pondremos encima el pulpo que teníamos cortado.

Sazonaremos con sal gorda, aceite de oliva virgen extra y un poco de pimentón picante  dulce, eso siempre a gusto de cada uno, en casa preferimos picante.


Decoramos a gusto y tendremos listo este fácil y rico aperitivo, que es ideal para tomar con unas cervecitas bien frías y en buena compañía... a que si???



16/3/2012

Copa deliciosa de plátanos (para papá)


  Hola amig@s:
  Este fin de semana celebramos el día del padre. ¿Habéis pensado ya con que rica tarta o postre sorprenderéis a papá? No, pues entonces igual os viene bien esta rica sugerencia... quieres compartirla?
  Es una adaptación mía, o sea una receta tuneada, de un postre que vi en un libro de recetas. Vaya usted a saber cual, con lo despistada que soy!!!
  Lo cierto es que  cuando la vi, enseguida pensé en elaborarla. Pedí opinión a mi queridisimo marido, con respecto a que licor usar, y como no, escogió el whisky porque de todas las bebidas es su preferida, claro.
  Hice sólo dos, una para mi marido y otra para mi, pues el fin de semana pasado no había nadie en casa. Pero os dejo la receta adaptada para seis copas.
  A los dos nos gusto mucho la combinación de sabores, así que he decidido que este año no habrá tarta para papá, habrá copas deliciosas de plátanos... te animas tu a probarlas????
  Si tenéis niños y van a tomarla, ya sabéis que no hay problemas porque el alcohol se evapora con el fuego, pero si os digo que el sabor intenso del whisky igual no les gusta y tenéis que cambiar por cualquier otro licor sin alcohol, más suave para sus paladares.
  Vayamos ahora con la receta, pero antes, quisiera desear un feliz día a todos los Jose, Pepe, Josefa, Josefina, Pepa, Pepita. Y por supuesto, a todos los papis del mundo, se lo merecen por lo mucho que nos quieren, nos cuidan y nos protegen, por todo lo que trabajan y se esfuerzan para que nada nos falte.
  Por desgracia no tengo el mio presente, pero también irá un recuerdo hermoso para él en este día.


  Ingredientes:
  Para seis personas.
  • 12 bizcochitos de huevo o similares
  • 4 plátanos
  • Una cucharada colmada de mantequilla o margarina
  • Dos cucharadas colmadas de azúcar moreno
  • Una copita, generosa, de whisky
  • Un bote de dulce de leche
  • Una tarrina de queso Mascarpone
  • Un brik de nata (200ml.)
  • 2 o 3 cucharadas de azúcar
  • Cacao para decorar

   Preparación:

   En una sartén pequeña ponemos la cucharada de mantequilla  y llevamos al fuego, suave.

  Añadimos las dos cucharadas de azúcar moreno y derretimos siempre a fuego suave para que no se nos queme.

  Le añadimos la copita de whisky y dejamos evaporar un poco el alcohol.

  Añadimos los plátanos pelados y troceados. Damos una vueltita para que tome sabor, pero no pasarlo mucho. Reservamos.

  En un bol ponemos la nata y el queso Mascarpone y batimos con batidora de varillas hasta montar. Añadimos dos o tres cucharadas de azúcar.

  Pasamos ahora a montar las copas:

  Ponemos dos bizcochitos troceados en cada copa.

  Repartimos en ellas el plátano flambeado y la salsa resultante para que se "emborrachen" los bizcochos.


  Añadimos dos o tres cucharadas de dulce de leche, a gusto de cada uno.

  Pondremos la nata y el queso en una manga pastelera y decoraremos nuestras copas deliciosas con ella.

  Por ultimo decoramos con un poco de cacao en polvo.


  Listas para tomar... creéis que será un rico regalo para papá????



15/3/2012

Espaguetis con picadillo de chorizo y toque de nueces



Hola amig@s:
Hace días que no paso por aquí, sé que os tengo un tanto abandonad@s. Pero sé también que sois benevolentes y entendéis que son por causa ajenas a mi voluntad.
Preparar una receta, elaborarla, hacer fotos, corregir y publicar, aunque no os lo creáis, requiere un tremendo esfuerzo. Sobre todo cuando vamos tan corta de tiempo como en estos momentos.
Por eso, mucho me temo que a partir de ahora y por motivos varios, las recetillas que publiquemos serán, como la mayoría de las veces, fáciles de elaborar y que no requiera de mucho esfuerzo por nuestra parte. Eso si, prometo que  serán todas ricas, ricas!!!
Como este plato de espaguetis con picadillo de chorizo y un ligero toque de nueces.
El picadillo, ya os comenté en otra publicación, es el resultado de picar la carne, adobar y preparar para elaborar los chorizos. Justo lo que mi carnicero favorito, Jorge, hacía ayer de mañana cuando le visité, preparar ricos chorizos caseros. Me regaló un poco y me dijo que hiciese espaguetis con ellos, la verdad es que me sorprendió pues nunca había hecho los espaguetis con picadillo.
Así que, como llegaba algo tarde porque llevo días de pruebas y revisiones, no me lo pensé y me puse a ver que salia de aquello. Como podéis ver, lo que salió no está nada mal, verdad???? 
El toque de nueces es idea de mi hijo y tengo que reconocer que la combinación de sabores es fantástica... uy, cuanto saben estos jóvenes!!!
Este niño apunta maneras, y tengo que apostar por él, porque la verdad es que no lo hace nada mal. Justo ayer comentábamos que quiere ir a una escuela de hostelería el próximo año. Me encanta la idea y lo apoyo en ello... ojalá yo pudiese!!!
La receta estoy segura que gustará a niños y jóvenes, porque sé que la pasta es uno de sus platos preferidos... y a ti, te gusta la receta que hoy compartimos????


Ingredientes:
Para seis personas
  • Un paquete de espaguetis de 500 gramos (sin gluten para intolerantes)
  • 300 gramos de picadillo de chorizo (o chorizo fresco si no encontráis el picadillo)
  • 1 cebolla
  • 3 o 4 dientes de ajos
  • 500 gramos de tomate frito
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  • Orégano
  • Unas nueces picadas

Preparación:

Lo primero será pelar y picar la cebolla y los ajos y trocearlos  pequeños.

Ponemos al fuego, suave, un wok o sartén grande. Ponemos un fondo no muy abundante de  aceite y añadimos los ajos picados y la cebolla. 

Agregamos el picadillo y algo de sal, salteamos un poco. Tapamos y dejamos hacer.

Mientras tanto, cocemos la pasta como tengamos costumbre. Yo suelo cocerla en agua con un chorrito de aceite y sal. Escurrimos, enjuagamos y reservamos.

Una vez esté el picadillo hecho, le agregamos el tomate frito y el orégano, a gusto. Rectificamos de sal si fuese necesario.


 Echamos la pasta  en el wok y removemos.

Emplatamos y  le agregamos las nueces picadas, a gusto de cada uno y decoramos con un poco de orégano fresco o albahaca.


Así de fácil tenemos listo este rico plato de pasta... os gusta la sugerencia????



10/3/2012

Corona de queso y melocotón (Tradicional y Thermomix)

  Hola amig@s:
  Un fin de semana más y una nueva receta dulce para compartir. Hoy es un postre, una rica corona de queso y melocotón.
  Esta es una de esas recetilla sacada de las múltiples revistas atrasadas que tengo en mi poder, como si de un tesoro se tratase, y que ya tantas veces os comenté.
  Me encanta este tipo de postre, lastima que por mi intolerancia  a la lactosa no pueda disfrutarlos tanto como quisiera. A ver cuando logramos que comercialicen estos tipos de quesos sin lactosa, para intolerantes, como en mi caso.
  Por lo pronto he conseguido en la farmacia unas pastillas de lactasa, que a veces, sin abusar claro, me tomo cuando quiero darme un merecido homenaje como este.
  De sabor estaba muy rico y suave, pero cuando llegue la temporada, pienso probar con melocotones frescos, seguro que el sabor gana mucho más y el aroma también.
  Pero por lo pronto, nos conformamos con compartir la receta con melocotones en almíbar, por si os animáis a prepararlo este fin de semana, la ventaja del melocotón en almíbar, es que podemos disfrutarlo todo el año.
  Espero que paseis, como siempre, de un feliz fin de semana... en compañía de la family, si puede ser!!!


   Ingredientes:
  • 350 gramos de queso tipo Philadelfia
  • 50 gramos de nata
  • 1 lata grande de melocotones en almíbar
  • 175 gramos de azúcar
  • 2 huevos
  • 5 hojas de gelatina neutra
  • nata para decorar

   Preparación modo tradicional:

  Lo primero será abrir la lata de melocotones y escurrirlos en un colador. Reservamos.
  
  Montamos las claras a punto de nieve  y reservamos también.

  Ponemos en un bol con un poco de agua fría la gelatina a hidratar.

  A continuacion ponemos en un cazo 4 o 5 cucharadas del almíbar de los melocotones y  lo ponemos a calentar a fuego suave. Añadimos la gelatina ya hidratada  hasta que se funda. Reservamos.

  Apartamos 3 mitades de melocotón para la decoración y el resto lo ponemos en el vaso de la batidora  y lo trituramos. 

  Ponemos en un bol los melocotones triturados, las yemas de huevo, el queso, la nata y el azúcar y los batimos. Añadimos la gelatina ya disuelta y volvemos a batir hasta  que consigamos una mezcla homogénea.

  Agregamos las claras a punto de nieve que teníamos reservada y mezclamos con ayuda unas varillas manuales, con suave movimiento envolvente para que no se bajen.

 Vertemos la mezcla en un molde, de silicona a poder ser, y llevamos al frigorífico durante varias horas, hasta el momento de servir.


   Para conseguir un desmoldado perfecto, ya os comente el truki que utilizo en otras ocasiones.
  Lleváis durante un rato el molde, una vez esté cuajada la mezcla, al congelador, sin que llegue a congelar del todo, pero si, que esté lo suficientemente duro como para desmoldar sin problemas. Por eso os recomiendo el molde de silicona, porque se desmolda mejor.

  Sacáis un rato antes de utilizar y os quedará ideal... decoráis a gusto!!!



  Preparación en Thermomix:


  Lo primero será abrir la lata de melocotones y escurrirlos en un colador. Reservamos.
  
  Montamos a punto de nieve las claras, muy frías, en el vaso como tengamos costumbre, sacamos del vaso y reservamos también.

  Ponemos en un bol con un poco de agua fría la gelatina a hidratar.

  A continuacion ponemos en un cazo 4 o 5 cucharadas del almíbar de los melocotones y  lo ponemos a calentar a fuego suave. Añadimos la gelatina ya hidratada  hasta que se funda. Reservamos.

  Apartamos 3 mitades de melocotón para la decoración y el resto lo ponemos en el vaso de Thermomix y lo trituramos durante unos 15 o 20 seg / velocidad 5 

  Agregamos las yemas de huevo, el queso, la nata y el azúcar y batimos unos 20 sg. / velocidad 4. 

  Añadimos la gelatina ya disuelta y volvemos a batir unos segundos más  y a la misma velocidad, hasta conseguir una mezcla homogénea.

 Pasamos a un bol y agregamos las claras a punto de nieve que teníamos reservada y mezclamos con ayuda unas varillas manuales, con suave movimiento envolvente, para que no se bajen.

 Vertemos la mezcla en un molde, de silicona a poder ser, y llevamos al frigorífico durante varias horas, hasta el momento de servir.

 Para conseguir un desmoldado perfecto, ya os comenté en otras ocasiones el truki que utilizo.
 Lleváis durante un rato el molde, una vez esté cuajada la mezcla, al congelador, sin que llegue a congelar del todo, pero si, que esté lo suficientemente duro como para desmoldar sin problemas. Por eso os recomiendo el molde de silicona, porque se desmolda mejor.

  Sacáis un rato antes de utilizar y os quedará ideal... decoráis a gusto!!




7/3/2012

SOPA DE VERDURAS (Tradicional y Robochef)




Hola amig@s:
Hace varios días que no publicamos nada, la razón ya la sabéis, motivos laborales y personales nos lo impiden
Quizás en un tiempo no  podamos compartir con la asiduidad que lo veníamos haciendo, espero que entendáis  los motivos y nos disculpéis. Tampoco podremos pasar a visitar a l@s amig@s, que a lo largo de todo este tiempo hemos tenido la suerte de conocer, y mucho menos podremos pararnos a comentar en sus blogs.
Sólo será cuestión de un tiempo y una vez termine la temporada de costura, volveremos con las mismas ganas e ilusión de siempre.
Hoy traemos una rica, económica  y fácil sugerencia, como viene siendo habitual en el blog. Se trata de una rica sopa de verduras. Es un plato de esos que podemos llamar de aprovechamiento, pues es el resultado de añadir al caldo de puchero o cocido una pequeña cantidad de  verduras. También podéis utilizar caldo envasado, el sabor por supuesto no será el mismo, pero puede ser útil para una emergencia.
Os dejo las dos versiones, la tradicional, la de toda la vida, y la elaborada con Robochef.
El robot de cocina que tan útil me está demostrando ser en estos momentos, en los que se dispone de tan poco tiempo y nos encontramos con tanto trabajo acumulado.
Por supuesto, en ambas versiones está igual de rica esta sopa. Pero eso si, los tiempos de cocinado varían y mucho, por lo que ahora mismo, me temo que se convertirá en mi más fiel ayudante de cocina.
Ya sabéis que Robochef también tiene su blog personal, os dejo el enlace AQUI por si os interesa pasar a echar una miradita.
Y ya nada más, pasemos ahora a compartir esta recetilla, que es tan ideal y rica... os parece???


 Ingredientes:
 Para 6 personas
  • 1 y 1/2 litro de caldo de puchero o cocido (o algo más)
  • 300 gramos de judías verdes
  • 2 zanahorias
  • 1 tronco de apio
  • 2 puerros 
  • 1 trozo de calabaza ( a gusto)
  • 3 patatas

Preparación a modo tradicional:

 La preparación es tan fácil como, lavar, pelar y picar todos los ingredientes. Reservamos.

En la olla ponemos el caldo de puchero o cocido. 

Añadimos el resto de los ingredientes, limpios y troceados, excepto las patatas.

Ponemos a cocer a fuego medio durante unos 15 o 20 minutos.

Transcurrido este tiempo añadimos las patatas y dejamos cocer de nuevo, a fuego suave, hasta que  las patatas estén tiernas.

Una vez estén tiernas las patatas y el resto de ingredientes, apartamos la olla del fuego y servimos caliente.


     Apartamos y servimos caliente... ummm que rico plato de sopa!!!!


 Preparación en Robochef:

La preparación es tan fácil como, lavar, pelar y picar todos los ingredientes. Reservamos.

En la cubeta de la olla ponemos el caldo de puchero o cocido. 

Añadimos el resto de los ingredientes  limpios y troceados.

Programamos 5 minutos / Menú presión /  temperatura que marca la olla.

Cerramos la olla y le damos a INICIAR COCINADO.

 Transcurrido el tiempo establecido abrimos la olla y  ya tenemos lista nuestra sopa.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...